Enfermedad de las encías: diferencias entre gingivitis y periodontitis

Diferencia entre gingivitis y periodontitisLas encías son un elemento esencial para nuestra salud bucodental al que no siempre se le dedican los cuidados necesarios. Al igual que los dientes y la lengua, las encías requieren una limpieza diaria para eliminar los restos de alimentos y bacterias que puedan almacenar. Un cuidado inadecuado puede derivar en enfermedades, y las más habituales en las encías son la gingivitis y la periodontitis.

Gingivitis

Esta patología está muy extendida, y aunque en algunas ocasiones, como durante el embarazo, es pasajera, siempre conviene prestarla atención. La gingivitis consiste en la inflamación, sangrado y enrojecimiento de las encías. Normalmente suele deberse a la acción de la placa bacteriana, pero existen otros factores que también inciden en su aparición.

La genética es uno de ellos, hay personas con más riesgo de sufrirla porque tienen una mayor predisposición a ellos. Otras enfermedades como el herpes labial, por ejemplo, u otras infecciones, también provocan la inflamación de las encías.

Periodontitis

La periodontitis va más allá de la gingivitis y no es solo la inflamación y sangrado de las encías, sino que afecta a los tejidos de soporte de los dientes: el ligamento periodontal y el hueso alveolar. La periodontitis destruye paulatinamente estos tejidos de sostén, por lo que es una enfermedad más grave y severa que requiere de un tratamiento para frenarla. Si no se hace a tiempo o se lleva a cabo de forma inadecuada, el resultado final puede conllevar la pérdida de los dientes.

Higiene como mejor forma de prevención

Para evitar estas complicaciones la mejor forma de prevenirlas es llevar una higiene oral adecuada. Esto pasa por cepillarse a diario, mínimo dos veces, durante dos minutos. También es fundamental utilizar el hilo dental ya que con él logramos eliminar los restos de bacterias y comida que quedan entre los dientes y las encías, evitando así la formación de la placa dental.

Las revisiones habituales a Tu Dentista de Confianza también son necesarias, y si tus encías se inflaman o sangran de forma más constante, no esperes y concierta una cita ¡Ya!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

20 + 6 =